8/8, Día Internacion. del Gato ¡Cuidado con él!

Los amantes de los gatos no conocen límites en la atención a sus mascotas. Hasta tres Días Internacionales le dedican al año para celebrarlo: 20 de febrero, 29 de octubre y hoy, 8 de agosto . Se lo merecen por todo lo que se hacen querer, y «perdonar». Son animales preciosos,tengan el pedigrí que tengan, de un tamaño adecuado como animal de compañía en la mayoría de los casos y no requiere tantos cuidados como, por ejemplo, un perro. Se suele valorar positivamente su resistencia, «inteligencia» e independencia. En muchas familias, con conflictos psicológicos de algún miembro, supone una aportación interesante a su estado emocional.

En Europa hay una clara preferencia por los gatos sobre otras mascotas; más de 100 millones frente a unos 80 millones de perros. Por el contrario en España hay más perros , 4,5 millones, que gatos, 2,5 millones. Este considerable número estimado y estable en los últimos años, incluye también los gatos callejeros. Estos gatos sin hogar y sin control son problemáticos al trasmitir enfermedades propias, cuando se mezclan con las mascotas que frecuentemente salen del hogar.

Otro asunto se refiere a las enfermedades que padecen y trasmiten los gatos, y no son pocas. Debemos insistir en las condiciones de vigilancia veterinaria, limpieza e higiene con eliminación de pelos, excrementos, restos de comida, comida inadecuada, etc. Cuando se dan fallos de estas situaciones, como la convivencia es muy directa con los humanos, aumentan las probabilidades de enfermar.

Los veterinarios suelen informar de los procesos,que incluyen: alergia respiratoria por la inhalación de pelos; infecciones por bacterias patógenas contaminantes de heces, restos alimenticios y suciedad ( salmonellas, shigellas, estafilococos,…); «enfermedad del arañazo del gato»(bartonella); micosis cutáneas o sistémicas (dermatofitos, Sporotricum) ; infecciones por protozoos como la toxoplasmosis, de especial riesgo para las embarazadas; infestaciones por helmintos, como «larva migrans visceral»(Toxocara cati), con importantes repercusiones en niños o anquilostomiasis (Ancylostoma ); incluso pueden sufrir parasitaciones externas ( pulgas por ejemplo), que también pueden saltar a los convivientes .

Una situación especial de riesgo se establece entre las mascotas, gatos incluidos, y los inmunocomprometidos. Enfermos con cáncer , SIDA, trasplantados, en tratamiento con corticoides, consumidores de alcohol o drogas,… son candidatos a padecer infecciones oprtunistas, incluso con bajas cargas microbianas. Deben valorar el riesgo de convivir con gatos. Los ancianos demandan con frecuencia animales de compañía por sus beneficios emocionales; pero hay que informarles y afinar el consejo, porque a la baja inmunidad propia del anciano, se suman los problemas de la pluripatología y la polimedicación habituales

Las citadas circunstancias obligan al médico a contemplar de foma rutinaria en la historia clínica el dato de convivencia con mascotas y , específicamente con gatos, en determinadas enfermedades.

Las normas de convivencia con gatos deben seguirse con el rigor que indique el veterinario…y el sentido común: a) control veterinario del animal. No olvidar que los gatos también padecen enfermedades propias que no padece el hombre. Pero un gato enfermo, como el hombre, es más susceptible de padecer otras infecciones que sí puede trasmitir. b) higiene rigurosa tras tocar o jugar con el gato, c) especial cuidado con las deposiciones y cambio regular de la arena, d) limpieza de las zonas de paso o estar del gato, e) trasciende este artículo, pero no estaría de más instar a quién corresponda, para acabar con el riesgo que suponen los gatos sin registro.

Se estima que cada gato- mascota puede llegar, según capricho, a un coste de 500 Euros /año, donde el capítulo «veterinario»es el más importante y fundamental, además de tu tiempo y atenciones . Deberás valorar ventajas e inconvenientes. ¡tu gato y tu salud os lo merecéis !

Dejar respuesta